Cuando seamos tres en casa

Estoy todo el día dándole vueltas a lo que los psicólogos llaman: Proyección.

No puedo evitar mirar al futuro y echar a volar…me imagino situaciones reales que nos pasarán, ya cuando seamos tres.

Aunque ahora ya somos tres…no cuenta igual un perro, ¿no?

 La última fue un poco surrealista; me imaginaba yo yendo al colegio a votar en las próximas elecciones europeas del 2018…para ese momento si que tendríamos que ser tres!! Esta vez llegamos al colegio electoral a las 19,59h y pensaba… “en las próximas tendremos que ser más organizados porque ya me dirás cómo vamos a correr por el colegio arrastrando a un pequeñajo o a una silla…”

Me imagino también sacando a pasear al perro, de vacaciones, de compras…me imagino el día a día  en los momentos más sencillos y habituales del día. Yo misma le doy después una vuelta a estas cosas y me parece que estoy perdiendo la cabeza! esto de la proyección me está trastornando porque realmente me encanta!

Supongo que ahora lo pienso más porque tenemos muy reciente la firma con la ECAI, según vayan pasando meses y meses me acostumbraré a no pensar tanto en “cuando seamos tres”.

Un perro jugando con la pelota
Ay, Turco. ¿tú también estás enganchado a la proyección?

¿Os pasa esto a vosotros? ¿es habitual proyectarse de esta forma?

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *